Cómo prevenir la deshidratación

Según los datos del “Estudio Hábitos de Hidratación 2010”, elaborado por el Observatorio de Hidratación y Salud (OHS), el 70% de los españoles bebe menos de 2 litros de líquido al día y, de hecho, casi un 40% cree que beber más de 3 litros es malo. Esta encuesta refleja claramente la falta de concienciación de la población a la hora de hidratarse.

La deshidratación se define como la disminución de la cantidad de líquido existente en nuestro organismo fundamentalmente agua, sales minerales, sodio y potasio. En general, cada día perdemos 2,6 litros de líquido repartidos en 1,5 litros de la orina, 200 ml de las heces y el resto de modo inconsciente por procesos de nuestro organismo a través de la piel o de la respiración. Por este motivo, y como nuestro organismo no puede producir líquido siempre se aconseja beber 2,5 litros de agua al día o su equivalente en 8 vasos.

agua hidratacion (3)

En esta época de verano, con el calor y la exposición a altas temperaturas, el riesgo de deshidratación es muy elevado. Entre los síntomas, destacan el dolor de cabeza, mareos, vómitos, fatiga, etc. Además, en esta época son más frecuentas las gastroenteritis o las diarreas, en relación con los viajes a otros lugares del mundo. En estos casos, las necesidades de hidratación son mayores. Te recuerdo que los ancianos, los niños, las embarazadas y mujeres en época de lactancia son los grupos de mayor riesgo, junto a los diabéticos.

En casos de deshidratación se hace imprescindible tomar sueros; muchos de ellos los puedes adquirir en farmacias, pero también los puedes preparar tú mismo. Lo que necesitas para preparar un suero casero es lo siguiente:

  • 1 litro de agua.
  • 2 cucharadas soperas de azúcar (2 comprimidos de sacarina si eres diabético).
  • Un poquito de sal (media cucharadita de café).
  • Un poquito de bicarbonato (media cucharadita de café).
  • El zumo de medio limón.

Se debe empezar a beber este líquido en cantidades pequeñas cada hora o 2 horas, según se vaya tolerando. Para los bebés y niños pequeños, que pueden deshidratarse rápidamente, se recomienda utilizar una jeringuilla y administrarles 1 mililitro cada 10 minutos.

Te aconsejo puedas bucear por la página de la OHS y ver sus interesantes consejos para evitar la deshidratación.

Opina

*

(Spamcheck Enabled)

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.